“México está pagando por el muro”, insiste en mitin; tratamiento experimental que recibió cuesta 100,000 dólares

AGENCIAS

WASHINGTON.- El presidente de EEUU, Donald Trump, retomó los actos públicos tras superar el COVID-19 y lo ha hecho con un multitudinario mitin en el que se ofreció a repartir besos “grandes y gordos” a los asistentes para culminar el evento con un baile.

“Pasé por eso, ahora dicen que soy inmune, me siento tan poderoso”, dijo Trump durante el acto, celebrado en la ciudad de Sanford, Florida, en el marco de la campaña electoral. Previamente, el médico de la Casa Blanca comunicó que el mandatario había dado negativo en las pruebas de covid-19 y que actualmente no es contagioso para otras personas.

Durante el evento aseguró que “México está pagando por el muro”, y adelantó que “muy pronto” iba a imponer un impuesto para coches y camiones que crucen la frontera para ayudar con el financiamiento del mismo.

Al respecto del mandatario mexicano, Andrés Manuel López Obrador, consideró que “ha sido genial (…) pagará con creces el muro”, adelantó Trump. Como si esto no fuera suficiente, repitió “odio tener que decirlo, pero es así, están pagando”.

Con respecto al cóctel de la farmacéutica estadounidense Regeneron que recibió el presidente de EEUU y que ahora él prometió aprobar de emergencia para suministrarlo gratis a los estadounidenses, The New York Times reveló que la Casa Blanca se gastó en torno a 100,000 dólares en el tratamiento experimental; además de que la promesa de Trump es inviable desde el punto de vista económico y ético, también es totalmente ilegal. De hecho, la empresa ha incurrido en una ilegalidad al suministrar el medicamento a Trump, por ser un paciente que no se ha presentado a ensayos clínicos voluntarios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí