Rechaza AMLO diálogo en Tramo 5

0
139
  • Se reuniría con famosos, pero sólo en Palacio Nacional; obras continúan pese a orden del juez; denuncia CEMDA obstrucción de la justicia y extravío de expedientes

MÉXICO.- El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que si artistas y ambientalistas quieren conocer su postura respecto al tramo 5 del Tren Maya, el encuentro deberá ser en Palacio Nacional ya que no se prestará a la “politiquería” detrás de la petición de visitar la selva con ambientalistas que denuncian daños al medio ambiente.

El miércoles, ambientalistas y artistas aceptaron encontrarse con el mandatario federal para dialogar sobre las afectaciones que está dejando la construcción del Tren Maya en el tramo que corre de Tulum a Cancún, pero en la selva.

“Ellos tienen un propósito político o politiquero, porque la política es un noble oficio, yo no voy a hacerles el juego, si vienen aquí, los famosos, pues aquí los atendemos, yo hablo con ellos, pero imagínense a todo el CIDE, o todo el grupo de Aguilar Camín o Krauze no los voy a convencer, los que salieron, creo que son 20”, afirmó el mandatario federal.

El jefe del Ejecutivo dijo que en caso de que los representantes no quieran acudir con él a Palacio Nacional, nombrará a un representante, incluso pedirá a los habitantes del ejido San Jacinto que lo representen en las pláticas.

En su rueda de prensa, mantuvo su postura de que los ambientalistas que están en contra del Tren Maya están de lado de intereses creados.

El martes se dio a conocer que el Juez Primero de Distrito en Yucatán, Adrián Fernando Novelo Pérez, concedió la suspensión provisional a la asociación civil “Defendiendo el Derecho a un Ambiente Sano” para suspender las obras del tramo 5 del Tren Maya.

Continúan obras; “es una burla”


Como una “burla grave” calificó la senadora Mayuli Martínez Simón el desacato del Gobierno federal al continuar con las obras del Tren Maya en el tramo 5, pese a la suspensión provisional ordenada por un juez.

“Es una burla y al mismo tiempo grave que el Gobierno federal esté desacatando la instrucción de la autoridad judicial de suspender provisionalmente las obras del Tren Maya en el tramo 5. Esto nos preocupa porque nos demuestra que están dispuestos a continuar con esta obra a pesar del daño que están causando y por encima de las determinaciones de un juez”, señaló la legisladora por Quintana Roo.

De acuerdo con evidencias que grabaron habitantes en la zona donde se ubica el tramo 5, se puede observar maquinaria en varios puntos realizando tareas de limpieza en las brechas.

La senadora opinó también que el encuentro ofrecido por el presidente con artistas que levantaron la voz se debe realizar en la zona devastada, ante los expertos que conocen y han estudiado la zona por muchos años.

“Es evidente el daño ambiental que se está provocando, por ello la importancia de que el Presidente López Obrador se apersone en la zona e instruya que se desarrolle bien esta obra, es lo único que pedimos, hacer bien las cosas”, insistió.

“Paralizan” procesos judiciales: CEMDA

Por otra parte, el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA) denunció que agrupaciones y ciudadanos que se oponen al Tren Maya enfrentan obstrucción de la justicia y extravío de expedientes judiciales.

De acuerdo con la acusación, funcionarios del Poder Judicial de la Federación “han paralizado completamente” procesos en contra de este proyecto, por lo que han presentado una queja ante el Consejo de la Judicatura Federal por omisión de impartir justicia pronta y expedita a pobladores de municipios de Quintana Roo, Campeche y Yucatán.

Citó la demanda de indígenas, comunidades y afectados de los tres estados, así como de organizaciones de la sociedad civil, desde el 21 de julio del 2020 a la cual, hasta el momento, el Juzgado Primero de Distrito del estado de Yucatán no le ha dado entrada.

“Los juzgados de Distrito han violado la expedición de justicia pronta, expedita y en un plazo razonable en términos de la legislación nacional y el derecho internacional, al no haber ni siquiera admitido la demanda para su análisis a casi dos años de que se presentó, lo cual excede por mucho un plazo razonable”, advirtió la organización.

Además, pruebas que forman parte del expediente de la demanda han desaparecido, aseguró CEMDA. “Esta falta de actuación del Juzgado Primero ha paralizado totalmente la impartición de justicia y ha hecho del juicio de amparo un mecanismo inefectivo para proteger los derechos humanos de las personas”, ponderó. (Forbes / Lector.mx)