Miles de personas se manifestaron en las calles de cuatro ciudades, incluyendo la capital, contra la “criminalización” que lleva a cabo el partido  en el poder

AGENCIAS

LA PAZ.- Miles de personas se concentraron en las calles de las tres principales ciudades bolivianas y en la capital para manifestarse contra la detención de la expresidenta transitoria Jeanine Áñez y denunciar la presunta persecución política realizada por el partido en el poder.

Los simpatizantes de Áñez invadieron las calles principales de las ciudades de La Paz, Cochabamba, Sucre y Santa Cruz. Ellos fueron convocados por movimientos ciudadanos que se oponen al partido oficial del MAS (Movimiento al Socialismo), después del traslado de la exmandataria a la cárcel de mujeres ubicada en La Paz.

Las protestas en La Paz, sede del Gobierno y el Parlamento nacional, fue convocada por el Comité Nacional de Defensa de la Democracia (Conade), que lideró las manifestaciones del 2019 contra el entonces presidente Evo Morales por el presunto fraude electoral de ese año.

“No nos vamos a rendir, vamos a dar batalla hasta conseguir que se revierta esta situación de criminalización que se ha dado en el país”, dijo el vocero del Conade, Manuel Morales, a medios nacionales e internacionales.

Los inconformes aseguraron que el 2019 no hubo golpe de estado contra Morales, como lo afirma el actual presidente Luis Arce y los dirigentes del MAS.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí