Producción de armas en EEUU se triplicó en dos décadas

AGENCIAS

NUEVA YORK.- La producción anual de armas de fuego en Estados Unidos casi se ha triplicado en las últimas dos décadas, según un nuevo informe oficial de la Oficina de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos (ATF, por sus siglas en inglés), todo mientras se registran niveles sin precedente de muertes por armas de fuego como incesantes incidentes de tiroteos masivos, muchos motivados por odio racial.

En un auge nutrido aún más con la intensificación del racismo violento y un clima de inseguridad durante los últimos años culminando con la presidencia de Donald Trump y sus aliados, la industria de armamento para civiles elevó su producción anual de 3 millones 854 mil 439 rifles, pistolas y escopetas, en 1996, a 11 millones 497 mil 441 en 2016 (en el último año que se cuenta con datos, a 7 millones 11 mil 945 en 2019).

El informe de la ATF documenta un giro en las preferencias de compra de armas; las pistolas semiautomáticas superaron en ventas a los rifles, algo que expertos señalan muestra que el motivo de tales compras ya no es principalmente deporte o la caza, sino la protección personal.

Y como aparentemente no se fabricaron suficientes armas de fuego dentro de Estados Unidos, las importaciones anuales llegaron a ser seis veces mayores en 2020, comparado con el total anual de 20 años antes –6 millones 831 mil 376 comparado con un millón 97 mil. Los países que más vendieron armas a Estados Unidos en 2020 incluyen en primer lugar Turquía, seguido por Austria y Brasil, en una lista de más de 31 países, de la cual forman parte China y Rusia (Argentina es el otro exportador a Estados Unidos en América). La mayoría de las importaciones son pistolas, seguidas por escopetas y rifles.