Por inflación cambian mexicanos hábitos de compra

Cada  vez más se decantan ahora notoriamente por presentaciones más pequeñas y de marcas libres

MÉXICO.- Con el fin de hacer rendir el dinero, en medio de una elevada inflación, el consumidor en México está demandando presentaciones de productos más pequeñas y se están inclinando por marcas libres.

De acuerdo con Marisol Huerta, analista de consumo de Ve por Más, para ajustarse a su presupuesto, los consumidores han tenido que cambiar sus patrones de consumo y en lugar de adquirir envases de 500 mililitros, por ejemplo, adquieren uno de 300; asimismo, aumenta la preferencia por productos de marcas propias, en lugar de la marca líder.

Huerta precisó que las estrategias que se están llevando a cabo es el uso de marcas propias para contrarrestar las presiones inflacionarias y estrategias de mercadotecnia. El consumo en México está registrando un impulso por la nueva normalidad y motivado por la apertura económica y por las reuniones. Sin embargo, los hogares mexicanos tienen menor poder de compra por la inflación (7.68% anual a abril) y por el alza en tasas de interés.

Las tiendas departamentales y restaurantes están apuntalando la habilidad en estrategias de pago a meses, pagos diferidos, pagos chiquitos, descuentos en nóminas por quincena. Asimismo, la movilidad sigue mejorando el tráfico a restaurantes y plazas comerciales.

Ve por Más explicó que aunque no desaparecerá por completo, el impacto de la pandemia sobre la actividad, el empleo y el consumo será cada vez menor, permitiendo mejoras adicionales en el consumo.

No obstante, los bajos niveles de inversión ralentizarán la creación de empleos de buena calidad. Además, la elevada inflación y el alza en las tasas de interés erosionan el poder adquisitivo de las personas y encarecen el crédito al consumo, respectivamente. (La Jornada)