METEORITO DE CHICXULUB GENERÓ UN ‘MEGATSUNAMI’

0
7

WASHINGTON.- El asteroide que acabó con la mayor parte de los dinosaurios hace 65 millones de años envió un tsunami de 1.6 kilómetros de altura que se estrelló contra América del Norte, han confirmado una serie de marcas fosilizadas.

Estas líneas onduladas, enterradas dentro de sedimentos en lo que actualmente es el centro de Louisiana, fueron descubiertas a través de imágenes sísmicas por la Universidad de Louisiana en Lafayette.

Como el agua era muy profunda en esta zona, permaneció la huella de las ondas del tsunami, recubierta con una fina capa de escombros previamente vinculados químicamente al cráter del asteroide en el Golfo de México, cerca de lo que ahora es el pueblo de Chicxulub en la Península de Yucatán.

Las ondas fosilizadas estaban espaciadas hasta un kilómetro de distancia y tenían un promedio de 16 metros de altura. Los científicos creen estas ondas representan la huella de las olas del tsunami cuando se acercaban a la costa y perturbando los sedimentos del lecho marino. Esto significa que la huella de las ondas se ha mantenido durante 66 millones de años, cubierta por una capa de escombros de caída de aire que se ha relacionado con el cráter del asteroide.

El modelado de este monstruoso tsunami sugiere que sus olas habrían alcanzado la asombrosa altura de mil 500 metros después del megaterremoto provocado por la colisión, de más de 11 en la escala de Richter.

“El tsunami continuó durante horas o días mientras se reflejaba varias veces dentro del Golfo de México a la par que disminuía en amplitud”, escribieron los autores.

Si bien las dramáticas olas habrían causado devastación a lo largo de miles de kilómetros, fueron los efectos globales de los cambios atmosféricos que alteraron el clima por el impacto los que acabaron con tantas especies, acabando abruptamente con el Mesozoico. (Muy Interesante)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí