Anuncia confinamiento estricto en Semana Santa; el mundo se enfrenta a “una nueva pandemia”, “es una situación muy grave”, alerta la canciller

AGENCIAS

BERLÍN.- La canciller de Alemania, Angela Merkel, y los líderes regionales acordaron imponer un confinamiento estricto durante la Semana Santa con el objetivo de hacer frente a la situación epidemiológica del país, donde se ha producido un importante aumento de los contagios. Tanto es así que la mandataria ha considerado que han entrado “en una nueva pandemia”, a causa de la rápida propagación de las nuevas variantes del coronavirus. “Ahora estamos en una situación muy grave”, subrayó en diálogo con la prensa

Alemania tendrá cinco días de confinamiento estricto, del 1 al 5 de abril. Durante esos días, se endurecerán las restricciones vigentes desde hace meses (cierre de hoteles, restaurantes, gimnasios y espacios culturales, así como comercios no esenciales). En Semana Santa, se cerrarán todos los comercios, excepto las tiendas de alimentación, que abrirán el 3 de abril. Por otra parte, las reuniones privadas quedarán restringidas a una sola casa —aparte de la propia— y un máximo de cinco personas.

Las nuevas medidas se anunciaron durante la madrugada de este martes, después de más de once horas de negociación entre Merkel y los 16 primeros ministros federales, a través de una videoconferencia.

Las autoridades alemanas han acordado volver a reunirse el 12 de abril para decidir si mantienen la cuarentena parcial que lleva en vigor cuatro meses y que, de momento, está prevista hasta el 18 de abril.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí