Los ciudadanos debemos alzar la voz: Lenin Amaro Betancourt

0
26

No más gobiernos sordos e impositivos en Solidaridad, clama el dirigente del CCERM; se pronuncia para revisar a fondo y de ser necesario revocar la concesión de los parquímetros

SALVADOR CANTO

“Ya basta de que el gobierno haga oídos sordos a los reclamos de la sociedad civil organizada, que tome medidas unilaterales sin escuchar al pueblo, porque los malos resultados van a continuar en detrimento de Solidaridad y eso no lo podemos permitir”, advirtió el recién reelecto presidente del Consejo Coordinador Empresarial de la Riviera Maya (CCERM) para el periodo 2021-2022, Lenin Amaro Betancourt.

En entrevista con El Despertador de Quintana Roo, De Viva Voz hizo un llamado a la nueva administración que encabeza Lili Campos Miranda para cerrar filas con la sociedad y poder superar juntos los grandes retos que afronta hoy en día el municipio, principalmente en materia de seguridad, ordenamiento urbano, servicios públicos, mal manejo del sargazo, malos funcionarios y múltiples problemáticas que aquejan hoy a Playa del Carmen.

—¿Cuál es el panorama que ves, como presidente del CCERM, en torno a la recuperación turística y económica?

—Existe un compromiso como empresario que es que las condiciones que vivimos hoy se vayan superando para dar paso a la recuperación económica en el marco de una pandemia que nos ha afectado desde hace más de año y medio y esta recuperación obviamente tiene que tener un enfoque en la Riviera Maya con el bien común, que es para recuperar los empleos, de los que hemos perdido aproximadamente un 85% y actualmente hemos recuperado como el 50 o 55%. Estamos monitoreando la vacunación que se está haciendo al interior de nuestro país, la cual se va aplicando a buen ritmo, no tan rápido como quisiéramos pero somos un país inmenso y creemos que se están dando buenos resultados, en paralelo monitoreando cómo se está dando ello en los mercados más importantes emisores de turistas como son Estados Unidos, Canadá, Europa y con la buena noticia de que el Reino Unido ha anunciado que reabrirá sus fronteras para poder viajar a México.

—Don Felipe Amaro Santana fue un político y ciudadano muy querido en Quintana Roo, en ese sentido, ¿qué compromiso asume Lenin Amaro como su hijo?

—Yo estoy muy orgullo de mi padre, es mi ejemplo a seguir, la honestidad y el amor que siempre le tuvo a Quintana Roo y el apoyo que siempre le dio a los quintanarroenses a lo largo y ancho del estado. Por eso en mi caso hago lo mismo, no me mantengo sólo en mi municipio, sino que estoy atento a las problemáticas que hay en todo el estado, que son problemáticas que también me duelen, me afligen y cuando es necesario y me invitan mis paisanos de Chetumal hasta Cancún ahí estaré apoyando y ayudando igualmente para abonar y buscar las soluciones a los problemas y lo que haya que reconocer en nuestros gobernantes en los municipios y en estado se hará y lo que haya que señalar, lo haré también como lo hacía mi padre.

—¿Cómo visualizas el futuro inmediato de Solidaridad?

—Muy complicado, grandes retos, problemáticas que tenemos con la inseguridad, el sargazo, la pandemia, malos gobernantes también y así podemos enumerar muchos temas más. Ahora inicia una administración, hay una buena comunicación con la presidenta municipal, estamos trabajando en temas en conjunto pero hay mucho por hacer, son tres años y tiene que ser un trabajo de manera constante. Tenemos confianza en que con esta administración trabajemos bien, pero la problemática y los retos son tan grandes que ni el gobierno puede solo y necesita la ayuda del ciudadano porque tampoco el ciudadano puede resolver todo de acuerdo a nuestras competencias, pero no podemos quedarnos en nuestras casas o en nuestros negocios a ver qué pasa, tenemos que ser participativos y aportar para afrontar toda esta problemática, abonar siempre por el bien común para mejorar la calidad de vida, en este caso de todos los solidarenses que tenemos que recuperar la tranquilidad como hace algunos años.   

—Muchos ciudadanos ven la administración de Laura Beristain como una etapa de pesadilla para Solidaridad por el aumento de la inseguridad, falta de obra pública y la poca que hubo fue mal hecha, como la de la Quinta Avenida. ¿Qué opinas al respecto?

—Sin duda. Tiene varias aristas, la inseguridad es un tema que no sólo se dio en la pasada administración, hay que ser honestos, lleva ya varios trienios que no se tomaron las medidas pertinentes, incluyendo las políticas públicas, el compromiso político del gobernante en turno para que esto no creciera y que en la pasada administración llegó a su máxima expresión, pero tampoco es un problema de tres años, es un problema de hace 10 años por lo menos, con crecimiento exponencial. En otros temas como la zona turística de la Quinta Avenida, nosotros señalamos en su momento que no era un proyecto adecuado debido a la pandemia por los millones que se iban a invertir, pero bueno, pedimos que ya que había iniciado el proceso, que fuera de buena calidad y con ciertas características que tenían que ver con más árboles en la zona y otros detalles importantes que debía de tener tanto esta remodelación como el parque Fundadores. Desgraciadamente hubo oídos sordos y como siempre pasa cuando se toman medidas unilaterales sin escuchar al pueblo, da malos resultados y eso fue lo que sucedió tanto en la Quinta Avenida como en el manejo del sargazo y la seguridad.

—Existe una queja constante de ciudadanos y turistas por el mal funcionamiento de los parquímetros que se han convertido en un ente recaudatorio y propician la extorsión de elementos de tránsito. ¿Cómo ves ese panorama?

—Es un problema que lamentamos. El tema de los parquímetros también hay que decirlo, fue en la administración de Cristina Torres y hubo una ampliación hacia zonas vulnerables en la pasada administración de Laura Beristain con la que tampoco estuvimos de acuerdo y nosotros como sector empresarial incluso presentamos recursos jurídicos para frenar ese proyecto, desafortunadamente hasta ahora no se ha resuelto nada. Los parquímetros no eran necesarios, en cualquier parte del mundo este esquema es la última medida que se lleva a cabo, es decir, primero se mejora el transporte público, vialidades, ciclovías de primer nivel y de ser necesario se implementan los parquímetros. Aquí ni tenemos transporte público de primera, ni tenemos vialidades de primera, ni tenemos cioclovías de primera y por lo tanto primero se debió haber resuelto todo eso antes de pensar en los parquímetros que además es una concesión que inició con vicios de origen, incluso la supuesta licitación que debió publicarse en la plataforma de Compranet nunca se hizo, casi casi se llevó en lo oscurito. Ahora que ha estado operando en los últimos años tampoco hay una buena señalización, hay un abuso desmedido, pues mientras en todas partes de la República en donde también hay operan hasta las ocho de la noche y el domingo es libre, aquí es hasta las 10 de la noche y también cobran el domingo, además de que esto aplica en colonias vulnerables como la Colosio, Gonzalo Guerrero; es intolerable que la gente no se pueda estacionar enfrente de sus domicilios y si lo hacen les ponen una ‘araña’, no hay señalización, hay poca practicidad, luego no funcionan y si la gente deja sus autos ahí vienen las multas. Creemos que, por un lado, se debería revocar esa concesión, pero en el ínter reducir esa zona que fue invadida por parquímetros como las áreas vulnerables. Claro, sabemos que es complicado para la administración en turno, pero que lo ponga en la mesa y hacer un análisis con la ciudadanía porque sabemos que lamentablemente hacen trampas, ponen pagos realmente elevados para que no puedan revocarse, lo que nos da sospechas de complicidades.

—Durante muchos años empresarios y comerciantes han denunciado abusos de instancias como Protección Civil, a la que acusan de extorsionarlos, ¿qué ha pasado con ello?

—Efectivamente, eran constantes las extorsiones hacia empresarios y eso no sólo en la pasada administración, sino en varias que convirtieron esa dirección —hoy secretaría— en una caja chica, así como con los ambulantes que también han sido una caja chica para los políticos en turno y ese dinero no entra al municipio. Ya hablamos con el nuevo titular de la dependencia, quien se ha comprometido frente a la presidenta municipal a que eso va a cambiar y tenemos confianza en que así sea, pero además estaremos revisando que así sea y seguiremos denunciando los casos de corrupción de malos funcionarios públicos, la cual hoy ya es un delito grave.

—También el crimen organizado ha puesto de su parte para afectar a decenas de negocios…

—El tema de las extorsiones en general es importante y lo hemos dicho, se requiere de trabajo de coordinación de los tres niveles de gobierno, pero también tiene que haber un trabajo de inteligencia, combate a la impunidad y las instituciones tienen que recobrar la confianza de la ciudadanía porque siempre se pide que se presente una denuncia, pero no hay confianza para interponerla. Por ello, nosotros como sector empresarial hemos firmado un acuerdo con la Fiscalía General del Estado para que haya una ventanilla única y creo que es un buen primer paso para no exponer la integridad del denunciante y su familia. No hay que olvidar que la inseguridad es un flagelo que pega muchísimo y que incluso puede destruir destinos turísticos si no se toman medidas en tiempo y forma.

—Por otro lado, ¿cómo ves el papel de los partidos políticos, crees que les han quedado a deber a los ciudadanos?

—Todos los partidos políticos han tenido un desgaste, unos más, otros menos, sin excepción han tenido su desgaste por sus malas decisiones desde la óptica ciudadana y por los onerosos recursos que reciben y por eso hay una demanda constante de la ciudadanía para que se reduzcan esas prerrogativas, los tiempos electorales y también los recursos que gastan en campañas. Esto lo comento porque acaba de aprobar el Congreso local una reforma en donde acortaron la elección a gobernador de 90 a 60 días que si bien es una buena medida queda corta, porque no recortaron el dinero a los partidos políticos, es decir, van a gastar lo mismo pero en menos tiempo y esos recursos en los tiempos que vivimos aún de pandemia, inseguridad etcétera, se deberían de aplicar muy bien en salud, en las escuelas que sabemos que han sido saqueadas. Por eso, los partidos deberían de impulsar una reforma para reducir sus prerrogativas a lo que hasta ahora la mayoría se ha opuesto, sólo hemos escuchado que la ha impulsado Morena y es lamentable que los demás no tomen el toro por los cuernos cuando no es necesario gastar tanto si seleccionaran a líderes sociales, empresariales o como le quieran llamar, que hayan tenido un trabajo a lo largo de sus vidas, hemos visto en los procesos pasados que toman al amigo, al cómplice y aunque nadie lo conozca buscan inventarlo al momento con mucho dinero y mucho tiempo de campaña. Estamos seguros de que si se da una reducción de tiempo y de recursos van a salir a relucir los liderazgos que son importantes, de gente honesta, que no tengan cola que les pisen.

—En ese sentido, ¿qué opinas de que se pueda establecer como requisito mínimo 10 años de residencia para ocupar un cargo público en Quintana Roo?

—Con los antecedentes que hemos vivido en nuestro estado, no tenemos duda alguna de que la residencia para 10 años para ocupar un cargo público va a fortalecer al estado. Hemos tenido muy malas experiencias a nivel estatal y ni qué decir en los gobiernos municipales como en el caso de Solidaridad, en donde lamentablemente llega mucha gente, incluso ex profeso, bajándose del avión para recibir un puesto de funcionario público, lo cual no lo lleva al cabo a la altura que merecemos los quintanarroenses. De hecho, en días pasados diversas organizaciones civiles y empresariales tuvimos una reunión en donde demandamos al Congreso del Estado que desempolve estas iniciativas que se han presentado. Estamos dispuestos al debate, pues de lo contrario vamos a seguir teniendo funcionarios “al vapor”, que sólo llegan a llenarse las bolsas de dinero y se regresan a sus estados de origen. Debo aclarar que no quiere decir que sólo estemos hablando de los nacidos en el estado, hay mucha gente que viene de otros lados pero que tienen muchos años radicando aquí y están comprometidos con Quintana Roo, todos nos conocemos y no tenemos que ir muy lejos, incluso en esta era de las redes sociales sabemos quién es quién y no nos pueden engañar, por lo tanto, subrayo, demandamos al Congreso del Estado que revise y pase a comisiones estas iniciativas que son fundamentales para el progreso de nuestro estado.

—¿Entonces están a favor del quintanarroísmo?

—Claro que sí y tenemos que defenderlo, aunque hay quienes lo están mal llamado nativismo, pues “quintanarroísmo” podría entenderse como el amor de vivir en esta tierra y actuar para el bien de su gente, logrando el bienestar y desarrollo en todas las áreas para beneficio de toda la geografía estatal. Hay que recordar que Quintana Roo está cimentado con habitantes de todas partes del país, pero que tienen algo en común, que aquí viven y que aquí han formado familia, patrimonio y compromiso social, de manera que al desempeñarse en un cargo público su responsabilidad y efectividad es mayor que alguien que llega de fuera.

—En medio de todo esto, ¿Lenin Amaro quiere ser presidente municipal de Solidaridad?

—En repetidas ocasiones he sido invitado a encabezar candidaturas de diversos partidos políticos. La gente que como en mi caso estamos con el estado, siempre estamos en búsqueda de donde podamos incidir comprometidos positivamente, tomar decisiones sin trabas y en ese caso, las posiciones en donde se pueden tomar decisiones son los diferentes poderes como el Ejecutivo que es el de gobernador, presidente municipal, diputado federal, senador, diputados locales que son posiciones en donde uno libremente puede tomar esas decisiones y si lo hace en favor de su partido político y grupo, eso demuestra que es un mal ciudadano. Yo siempre he antepuesto el interés común y por lo tanto agradezco las invitaciones que me han hecho y hasta el día de hoy no las he aceptado, pero en cuanto sea una invitación en donde sepamos que se va trabajar por el bien común y pueda yo estar en esa posición para beneficiar a los quintanarroenses y solidarenses, claro que ahí estaré. Estoy seguro de que trabajando de la mano con los quintanarroenses y solidarenses se darán mejores resultados que hasta los que ahora hemos obtenido lamentablemente, porque muchas veces son grupos que acceden al poder y al final no se ve por el bien común, por eso los ciudadanos necesitamos tomar el poder para mejorar muchas situaciones y hacer una política participativa, que es lo que piden a gritos el pueblo y el ciudadano.

GALERÍA