LGBT, otra vez utilizados por los políticos: Roberto Guzmán

En el marco del Mes del Orgullo, el presidente de Red Positiva deplora que la lucha se ha escindido en grupos incluso antagónicos; no es un carnaval, hay que marchar para seguir exigiendo

SALVADOR CANTO

El presidente de la asociación civil Red Positiva de Quintana Roo, Roberto Guzmán Rodríguez, advirtió que pese a que en las últimas semanas ha disminuido el número de pruebas para detección de VIH hubo más casos positivos, lo que quiere decir que el alza de contagios sigue, lo cual incluye enfermedades de transmisión sexual como sífilis y gonorrea.

En entrevista con El Despertador de Quintana Roo, el activista lamentó que hasta la fecha, no existan campañas reales por parte de las autoridades y espera que una vez que haya concluido el proceso electoral “ya no haya pretextos y se haga algo al respecto”.

De Viva Voz, pidió a las nuevas autoridades que resulten electas, a que se pongan a trabajar en una agenda política que atienda realmente las necesidades de la comunidad LGBTQ+ y que no se hagan leyes al vapor o por compromisos con ciertos grupos como la recientemente avalada e impulsada por el diputado Edgar Gasca que si bien sacó muchas iniciativas que estaban en la congeladora, la Ley Sida que se emitió es obsoleta, porque lo que se requiere es la atención de las personas, en virtud de que las leyes no van a terminar la epidemia.

Al ser junio el mes del orgullo de la diversidad sexual, Guzmán Rodríguez mencionó que hasta el momento se desconoce si en Quintana Roo, y en Cancún en lo particular, habrá marchas y sobre todo, quién o quiénes la estarían organizando.

No obstante, mencionó que por desgracia la “lucha por la corona” de “quién es más bonita o tú eres más feo”, no ha permitido avanzar en la homologación de proyectos que beneficien a la comunidad y por eso “cada quien sale con marchas por aquí, marchas por allá como seguro este año va a seguir”.

“Existen problemas serios que se deben de atender como puede ser la trata de mujeres trans que hoy en día ya es un serio problema y que va más allá del cambiarse el nombre porque el hecho no termina ahí, sino que en muchos casos son víctimas de abusos”, compartió.

Finalmente, comentó que se mantiene a la expectativa de quiénes serán los nuevos diputados que formarán parte de la XVII Legislatura de Quintana Roo, para saber si habrá realmente un representante de la comunidad y conocer en ese momento su plataforma política y de proyectos, pues lamentó que en campaña no hubo nada al respecto, lo que hace creer que una vez más fueron usados por los candidatos y los partidos políticos.

—Junio es mes del orgullo LGBT, ¿eso qué significa para ustedes?

—No solo en México, sino en todo el mundo se ha avanzado en el reconocimiento de los Derechos Humanos, se ha avanzado mucho en el reconocimiento de la conquista, de las libertades que se ha tenido a través de aquella manifestación en Stonewall en donde ya estaban cansados de tanta discriminación, de tanta detención, de tanto cateo y bueno, tarde o temprano tuvo que haber salido una activista que era trans que puso alto. Ahí empezó una lucha y un reconocimiento, pero si nos vamos al tema México, pues las primeras manifestaciones que se hicieron en las marchas del 68 que si bien ahí no marchamos, si lo hicimos en el 72 o 75. Te puedo decir que hoy las marchas han cambiado en muchos sentidos, desde aquella en la que se exigían esos derechos y esas libertades a lo que hoy se ha convertido en muchos aspectos hasta dos o tres marchas diferentes organizados por grupos antagónicos o partidos políticos que es lo que a mí no me está gustando.

¿Qué pasó con las marchas que se hacían antes en Quintana Roo?

Antes salíamos a exigir todos con pancartas y así lo hicimos durante muchos años y es por eso que a partir del décimo año que se logró aquí en Quintana Roo reconocer el matrimonio igualitario, yo dejé de hacer las marchas y por ahí salieron después otros grupos a hacerlo y lo preocupante es que hoy no tenemos una representación y claro, hay que reconocer que cada vez va cambiando el concepto que se tiene de LGBT o poblaciones diversas porque hasta el nombre ha cambiado, tristemente también se han ido separando las letras, hoy vemos mucha mujer feminista que no reconoce a las mujeres trans, muchas mujeres trans que tienen pleitos y que de alguna manera han logrado también su independencia y los derechos que tienen. Por desgracia la lucha por la corona de quién es más bonita o tú eres más feo, no ha permitido avanzar en la homologación de proyectos, cada quien sale con marchas por aquí, marchas por allá como seguro este año va a seguir.

¿Cuáles son algunas de las problemáticas que enfrenta actualmente la comunidad?

Aquí yo creo que damos paso a otras agendas que también tienen que ver con LGBT y sumados con otras poblaciones y otras problemáticas, como puede ser la trata que en las mujeres trans es un problema que también es una realidad, más allá del cambiarse el nombre y el hecho no termina ahí, sino que las mujeres trans también son víctimas de trata. Aquí hay una agenda que tenemos que trabajar, pero es una agenda que hay que salir a demandar en estas marchas, lo que se demandaba hace muchos años en estas primeras marchas era la exigencia del derecho y hoy los chavos nuevos preguntan ‘¿de qué vas a ir vestido?’, pero en realidad no se trata de hacer un carnaval, a mí ni la ropa ni el color me hace. Si bien se ha trabajado mucho, hoy el bullying homofóbico es un aspecto que tenemos que quitar y retirar de las escuelas porque matar por odio, igual y el loco que mató allá en Texas, puede entrar aquí a una escuela a matar, hay que entender cómo la salud mental no se está atendiendo, no solo es el problema de orientaciones, sino también la salud mental, es un tema muy importante que se tiene que trabajar porque el tema también ha caído en fobias, homofobia, lesfobia, fobia, trasfobia, es decir, todas estas orientaciones e identidades son las que se ven víctimas.

—¿Cómo consideras el trabajo de la actual Legislatura?

Yo creo que el trabajo que en algún momento logramos con Red Positiva desde el 2011 y 2012 a través de la entonces diputada Luz María Berinstain para que se reconociera el 17 de mayo como el día en contra de la homofobia, fue algo muy importante en aquel entonces, y fue con la bancada del PRD que se logró hacerlo. Hoy, yo creo que el diputado Edgar Gasca sacó muchísimas iniciativas que estaban en la congeladora y qué bueno que lo hizo porque alguien tenía que hacerlo, ya que en periodos anteriores ni cuando estuvo Pedro Flota como presidente de la Gran Comisión, Chano Toledo e incluso el Dr. Aguilar, metíamos y metíamos, y repetíamos todo lo que estábamos haciendo y no se logró ni siquiera avanzar. Yo no sé si fue para título personal, pero bueno, los reflectores los atrajo Edgar Gasca y en lo personal a mí no me importa quién los haya atraído, te repito, yo no sé si realmente lo hizo con amor o porque está en el closet o porque es divers, era una preocupación para él, yo no creo que el diputado que le metió más este año haya sido por ese interés de igualdad y derecho, pero qué bueno que ahí está, hay que reconocer que si otros grupos lo impulsaron, otros grupos muy cercanos a él, ahí se metieron las iniciativas. Lo último que hizo hace 10 días fue una Ley Sida, una ley obsoleta (Ley de prevención, atención integral y control para el Virus de Inmunodeficiencia Humana para el estado); nosotros tuvimos una reunión con la gente del IMSS y en realidad lo que se requiere es la atención porque las leyes no van a terminar la epidemia y ese fue un tema que tampoco se tocó.

—¿Cómo viste los nombramientos de los candidatos de la diversidad en el proceso electoral?

Se manejaron cuotas a escondidas y eso lo sabemos todos, cuotas de las personas de la diversidad y de los únicos que supe era José Rebolledo que era uno, otro de Cozumel, pero yo no los vi participar, vi las banderas ahí en las aperturas y en los cierres de campaña como una bandera más, pero no dieron a conocer su agenda, no se escucharon sus propuestas ni puntos legislativos, si iban por voto plurinominal, no por voto del pueblo. Ahí estamos hablando otra vez de lo mismo, utilizaron a la comunidad para beneficios propios.

—¿Qué se espera de las próximas autoridades?

En campaña yo no escuché nada, o se habló poco, de temas de la comunidad LGBT, ni escuché ni leí en las plataformas de los candidatos algo que realmente le dé respuesta a la agenda de la diversidad sexual, que se tiene todavía que visibilizar, marchar y exigir y no solo vestirse de pajarito, encuerado o no vestirse, simplemente para manifestar algo que en algún momento fue represión pero trabajamos y avanzamos; más grupos comenzaron a dominar las marchas, las marcas, los bares y hoy ni los bares ni las marcas aquí en Quintana Roo participan en una marcha y la de ahora, ¿quién la va a hacer?, no tengo la menor idea, no dudes que por ahí salgan uno o dos grupos buscando sus 20 minutos de reflector para que puedan hacerse presentes y visibles. Realmente lo que se necesita es lograr en consenso que quien nos vaya a representar tenga una agenda y que entiendan que no solo es pintar las rayas del paso peatonal porque eso no resuelve el tema de la discriminación y la homofobia, ni el estigma ni el bullying, hay que protestar, hay que hacer una agenda política. Yo creo que sí hay que acercarse a los nuevos grupos porque no podemos permitir que la diversidad sexual del estado de Quintana Roo sea representada por Morena, porque la diversidad sexual simplemente es un número como un menú de identidades, de orientaciones, de cómo nos sentimos representados pero no significa que la diversidad sexual sea quien tenga el poder o el gobierno en turno, porque las marchas no pueden ser del gobierno y de los partidos políticos, esta es una lucha de la sociedad civil, de muchos compañeros que les ha costado y murieron tratando de liberarse de toda esta represión que se tenía. Hoy los Derechos Humanos están reconocidos, ya están funcionando digamos de alguna manera, pero todavía falta mucho por hacer, la agenda LGBT es amplia y espero que estas personas que participaron como cuotas de los partidos políticos puedan aportar algo para seguir disfrutando los Derechos Humanos. Vamos a esperar a ver quiénes serán los elegidos, ver si van a ser o no mayoría, pero lo que sí te repito: las marchas no son de los partidos políticos ni la diversidad sexual tiene que formar parte de grupos que representan al partido en el poder.

—Por otro lado, ¿cómo va el tema de la detección de VIH?

En nuestro último corte tuvimos entre un 10 y un 12 por ciento menos de detección, atribuido tal vez a las lluvias u otros aspectos como el económico, pero sin embargo, déjame decirte que tuvimos más casos positivos. Es decir, al haber hecho menos pruebas, tuvimos más casos positivos, lo que quiere decir que el alza sigue, se detectó demasiada sífilis, gonorrea, infecciones que pensábamos que no podrían estar dando lata están presentes y esto es lamentablemente porque no hay campañas. Se debe de entender que las campañas de prevención son una estrategia que combina aspectos biomédicos, estructurales y portametales y somos nosotros las asociaciones civiles las que podemos hacer la prevención, no el gobierno.

—Finalmente, ¿cómo va la parte de los medicamentos para la atención de pacientes con VIH?

Las reuniones que hemos tenido, en mi calidad de vocal del Conasida (Consejo Nacional para la Prevención y el Control del Síndrome de la Inmunodeficiencia Adquirida), que se hace cada martes con la gente del Insabi (Instituto de Salud para el Bienestar) en México, se ha estado avanzando y de hecho, en una reciente reunión que sostuvimos con representantes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ellos lo que nos quieren garantizar es tener abasto para cuatro meses, que no se quede en las farmacias porque también tiene que ver mucho lo que es la distribución que es en donde están fallando un poco porque ellos compran, pero que no tienen quién lo distribuya. Déjame decirte que el Centro Ambulatorio para la Prevención y Atención en Sida e Infecciones de Transmisión Sexual (Capasits) no tiene una estrategia completa, solamente hacen lo que les ha permitido la propia Secretaría de Salud que es medicalizar la infección y entregarte como un dispensario médico pero eso no es atender las comorbilidades porque hay que atender los problemas de las personas adultas como la hipertensión, la diabetes entre otros padecimientos que existen.

—En otro tema, ¿qué opinas de lo expresado por Porfirio Muñoz Ledo en contra del presidente por tema del narcotráfico?

Le mandamos un abrazo a Porfirio Muñoz Ledo que tuvo unos huevotes para realmente poner en la palestra lo que está pasando en el país y por eso, este hombre que se dijo amigo del presidente, hoy ya llegó al hartazgo como lo estamos viviendo todos nosotros, que este gobierno ya ha fracasado porque no hay peor ciego que el que no quiere ver.