La decisión fue confirmada por la ministra a cargo de los Juegos Olímpicos, Tamayo Marukawa

AGENCIAS

TOKIO.- Era desde hace semanas un secreto a voces, y el pasado sábado se hizo oficial: los organizadores de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio  anunciaron que no se permitirá la presencia de espectadores de fuera de Japón en el acontecimiento, como medida para impedir la propagación de la pandemia de COVID-19.

La decisión fue confirmada por la ministra nipona a cargo de los JJ.OO., Tamayo Marukawa, al término de una reunión con los presidentes del comité organizador de Tokio 2020, el Comité Olímpico Internacional (COI), el Comité Paralímpico Internacional (CPI) y la gobernadora de Tokio, Yuriko Koike.

La decisión, que el COI y el IPC “respetan y aceptan completamente”, señaló Hashimoto, “contribuirá a garantizar unos JJ.OO. seguros para todos los atletas y otros participantes, y también para el pueblo japonés”.

Aunque los organizadores han decidido descartar por completo la asistencia de espectadores del extranjero, existe la posibilidad de que ciertas personas involucradas en la organización puedan llegar a entrar en el país, añadió Hashimoto sin ofrecer más detalles.

La responsable de los Juegos aseguró que aquellos que compraron entradas para asistir al evento recibirán su reembolso. Hasta el momento se habían vendido fuera de Japón unas 600,000 entradas para los JJ.OO. y unas 30,000 para los Paralímpicos, detalló Hashimoto.

Como parte de sus medidas para contener la pandemia, Japón mantiene sus fronteras cerradas a la llegada de visitantes extranjeros desde finales del pasado diciembre y hasta nueva orden, y solo permite el acceso al país de los ciudadanos nipones o residentes extranjeros.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí