Jóvenes lectores aún avivan la flama

Literatura infantil y juvenil, la más vendida en la librería Popol Vuh; ubicada en el Centro Cultural de las Artes de Cancún desde octubre del año pasado, forma parte de la red Educal-FCE

HÉCTOR COBÁ

Sí compran libros para los niños y jóvenes sus padres, el espacio más grande es el dedicado a ellos; notable presencia y ausencia de escritores quintanarroenses, entre lo poco de lo mucho dentro de la librería Popol Vuh, de Cancún; que en dos meses participará en una feria del libro organizada por la Unicaribe.

La existencia de publicaciones de Juan Domingo Argüelles: Por una universidad lectora (Antología general de la poesía mexicana y Quintana Roo. Una literatura sin pasado), del poeta Antonio Leal: La fauna exaude (exintegrante del taller literario de Juan José Arreola) y libros editados por la Universidad de Quintana Roo (Uqroo) son visibles.

Aunque grande es la lista de autores ausentes, como la narradora chetumaleña Elvira Aguilar Angulo (con su libro de cuentos Cierro los ojos y te miro /Editorial Ficticia), la poetisa Caissa Janix, Jorge Yam, el novelista Mario Pérez Aguilar (Luna menguante), Angélica “Agüita” Sánchez (Y la vida se hizo mágica), Alfredo Elías Calles (Playa del Karma) y de Carlos Hurtado (QEPD) –Cancún. Todo incluido y Cancún. Crónicas urbanas–, por mencionar unos cuantos.

Educal es “una entidad paraestatal sectorizada en la Secretaría de Cultura, su principal objetivo es distribuir y comercializar libros y productos culturales contribuyendo al crecimiento de la oferta editorial y a la infraestructura de librerías en todo el país a través del fortalecimiento de librerías propias y afiliadas, y con la participación en ferias de libros y actividades culturales de presencia nacional e internacional”.

El día de la inauguración de la librería Popol Vuh dentro del Centro Cultural de las Artes, –Avenida Tulum por calle Jabalí número 24, supermanzana 20, colonia Centro CP 77500, Cancún, México– ahí en un rinconcito, había más de 30 plaquetas de poesía, de la colección La Centena, editada por la editorial Verdehalago y la Dirección General de Publicaciones del Conaculta (Consejo Nacional de la Cultura y las Artes, hoy Secretaría de Cultura), entre las publicaciones estaba el poemario Chetumal Bay Anthology de Luis Miguel Aguilar, editado en el 2002 y agotado, según la página de la librería Gandhi.

El encargado de la librería Popol Vuh Enio Llanes Canul destaca que la mayoría de los libros son a consignación, sólo están por un tiempo determinado y luego, se devuelven a las oficinas centrales o regionales de Educal; en otro caso, una compra de un volumen alto de libros.

Sí existe la posibilidad de que se incluya autores de la nueva generación, de Cancún, los que publicaron en 2019, se habló con Educal y vemos de qué manera lo podemos incluir, ya que los autores independientes no están en el catálogo. Voy a ver qué otros autores quintanarroenses están en los catálogos de Educal y el Fondo de Cultura Económica y los voy a solicitar. Los libros de poesía, la poesía no se mueve mucho, pero si hay gente que viene por ellos, no muchos pero se venden, hay sus excepciones.

En cuanto a presentaciones estamos abiertos, pero primero hay que hablar con el director del Instituto Municipal de la Cultura y las Artes de Benito Juárez (Imcabj).

Sin embargo, el responsable del recinto con vasta experiencia en asuntos comerciales señala que quienes compran, los más comunes, del ámbito infantil y juvenil, las secciones más grandes dentro de la librería, son los padres de los niños que toman talleres aquí en el Centro Cultural de las Artes, que adquieren, por ejemplo, El Principito de Saint Exupery, Los viajes de Gulliver de Jonathan Swift, Las aventuras de Pinocho de Carlo Collodi, Peter Pan de J.M. Barrie, Alicia en el País de las Maravillas de Lewis Carroll. Mientras algunos jóvenes se inclinan por El retrato de Dorian Gray de Oscar Wilde, y por los libros de Edgar Allan Poe, los darketos, ya que ellos lo consideran el Stephen King antes de Stephen King.

Increíble, los extranjeros se muestran más interesados en nuestra cultura que nosotros mismos, ellos compran libros como la Guerra de Castas de Nelson Reed, el Popol Vuh, del Villismo (Francisco Villa), de la Revolución Mexicana, novela histórica mayormente; los de Miguel León Portilla, del que por cierto, hoy, viernes 31 de enero, sólo me queda un ejemplar; también se llevan mucho, ejemplares de la Revista Mexicana de Arqueología.

Igualmente para quienes hablan español o inglés hay libros trilingües, en español, maya e inglés de Rafael Chay Arzápalo: Vocabulario ilustrado, En la selva y los pueblos del Mayab, Tengo que aprender maya y Caminante del Mayab (algunos con disco compacto de audio e ilustraciones); de él tenemos sus libros y le damos salida porque está con la empresa, platicó con nosotros, añade el encargado de la Popol Vuh cuyo lema es “La experiencia de leer comienza aquí”; que se suma a las otras, asentadas en Chetumal, de Tulum y otra en la zona hotelera de Cancún.

Señala que los clientes vienen interesados por los libros del FCE (Fondo de Cultura Económica), a veces textos especializados como el de Véndele a la mente, no a la gente.

Llanes Canul adelanta que Popol Vuh en el próximo mes de abril, del 22 al 24, participaremos en una feria del libro de la Universidad del Caribe (Unicaribe), cuya promoción se hará desde la página de Facebook : y a nivel federal en la página https://www.educal.com.mx/, así como en la agenda cultural de la Unicaribe https://www.unicaribe.mx/eventos.

Por otra parte, la presencia de los libros de la Uqroo se debe a que los editores tienen tiempo de trabajar sus libros con Educal, algunas de estas publicaciones son Biodiversidad Quintana Roo para niños de María Magdalena Vázquez González, Los payobispenses de Luz Carmen Vallarta Vélez, La diáspora de los letrados. Poetas, clérigos y educadores en la frontera caribe de México; Nueva frontera mexicana de Carlos Macías Richard, Estudios de lingüística y literatura de Raúl Arístides Pérez Aguilar; Quintana Roo entre tiempos política, poblamiento y explotación forestal 1872-1925 de Antonio Higuera Bonfil.

Ausencia oficial e independiente

De su parte los responsables del Fondo Regional para la Cultura y las Artes de la Zona Sur (Forcazs), para difundir el patrimonio cultural, artístico e histórico de Yucatán, Quintana Roo, Chiapas, Tabasco, Veracruz y Campeche, así como los editores independientes Miguel Ángel Meza y Nicolás Durán desaprovechan el espacio para sus libros y sus revistas como Agua, barro y fuego. La gastronomía mexicana del sur, Senderos de la historia, una mirada al patrimonio cultural, Sureñas. Narradoras y poetas jóvenes de la zona sur, y las publicaciones Gaceta del Pensamiento y Tropo a la uña, no están a la vista del lector como sí pueden conseguir en Sanborns y en los cafés más importantes de Cancún. (Fotos: Héctor Cobá / Facebook: Héctor Cobá / Twitter: @HctorCob / hectorcobacc@gmail.com)

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario