Golpe brutal a la economía

La declaración de pandemia hecha por la OMS ante los crecientes casos de Covid-19 a nivel mundial –que el pasado fin de semana tocó por fin a Cancún– complica aún más el difícil panorama económico, acuciado por un galopante incremento del costo de la vida, ante el desplome de las reservaciones hoteleras que ha motivado el insólito retorno de los “descansos solidarios” en plena antesala de la Semana Santa

JENNIFER AGUILERA / GALO BURGOS

La nueva cepa de coronavirus (Covid-19) que recorre el mundo enferma la actividad turística y la economía de Quintana Roo, y no hay nada para impedir el impacto al bolsillo que sufrirá la población. De hecho, Moody’s Analytics prevé una recesión a nivel nacional a partir del segundo trimestre del año con una caída del 1.5% en el Producto Interno Bruto (PIB).

El pasado 12 de marzo, Quintana Roo presentó su primer caso de Covid-19 en el municipio de Benito Juárez: se trata de una mujer de 71 años de edad de nacionalidad italiana, quien cuenta con antecedente de viaje a su país y solicitó atención médica, ante lo cual se activaron los protocolos previstos por las autoridades de salud, desde el aislamiento, la toma de muestras y seguimiento de contactos, todos identificados, quienes hasta el momento no habían presentado síntomas. A partir del 13 de marzo, una vez confirmado el caso, tanto la paciente como sus contactos son monitoreados durante 14 días y permanecerán en aislamiento social.

Estrategias, ante panorama adverso

Ante las adversidades se debe fortalecer la economía de México y apostarle al mercado interno, así como desarrollar estrategias y programas que ayuden a reactivar la economía; de hecho tanto el gobierno federal como el estatal y los municipales pueden salir airosos y demostrar que pueden manejar situaciones como la que ahora se vive a nivel mundial, es una gran oportunidad para unir al país, consideró Jonathan Pérez Ortiz, operador en mercados financieros y de futuros de Nasdaq (por sus siglas en inglés National Association of Securities Dealers Automated Quotation).

Declaró que desde su percepción el gobierno debe de empezar por garantizar la alimentación de la población, por lo menos los productos de la canasta básica, y es que no hay que olvidar que México tiene una dependencia alimentaria de las importaciones de Estados Unidos, hasta el maíz llega de ese país, es un buen momento de crear incentivos para impulsar programas de agricultura.

En lo que respecta al gobierno de Quintana Roo, dijo, es momento de que también cree estrategias para no depender tanto del turismo y tomar las medidas necesarias ante la posibilidad de un desabasto de alimentos, así como apoyarse con programas alimentarios a nivel federal.

Asimismo, la sociedad le debe de exigir al presidente de la nación, gobernadores, presidentes municipales, senadores, diputadores federales y locales, que trabajen en conjunto para sumar esfuerzos, con políticas públicas que beneficien a la población.

Pérez Ortiz, también catedrático de la Universidad del Caribe, dijo que el país se debe de unir y cada quien hacer lo que le corresponde como población, no entrar en pánico y seguir las recomendaciones de los médicos; con las nuevas tecnologías muchas personas tienen la posibilidad de laborar desde sus casas –el denominado home office–, los políticos trabajar como un solo equipo de México para sacar al país adelante y detectar todas las áreas de oportunidad, los empresarios también deben de poner de su parte, evitar los despidos y dialogar con el gobierno para tomar medidas precautorias.

Economía en riesgo

En Quintana Roo no preocupa el Covid-19, el golpe a la economía es lo que inquieta, ya que se vive del turismo; tan sólo en el 2009 con la pandemia de la influenza A (H1N1), durante la cual la entidad tuvo muy pocos casos de la enfermedad a pesar de que México fue el país de origen del padecimiento, la ocupación hotelera llegó a caer hasta en un 9 por ciento, recordó el gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González.

Señaló que se debe de apostar por el impulsar el turismo nacional, y reconoció que se han cancelado vuelos aéreos desde Estados Unidos e Italia, así mismo se frenó la llegada de los cruceros a Cozumel, existen restricciones en los eventos masivos y por indicaciones de la Secretaría de Educación Pública (SEP) a Nivel Federal, las escuelas de nivel básico iniciarán su periodo vacacional de Semana Santa desde el 20 de marzo y se prolongará hasta el 20 de abril, con la intención de prevenir contagios.

La relevancia que reviste el turismo para la actividad económica a nivel mundial ha motivado en redes sociales el nacimiento de una campaña #Cadena De Solidaridad, “No canceles tu viaje, cambia la fecha, salvemos al turismo”.

Agencias de viajes, hoteles, secretarías de turismo y usuarios en general han diseñado imágenes y escrito artículos incentivando a la gente a cambiar las fechas de sus viajes, en vez de cancelarlos.

En Quintana Roo, entre los eventos pospuestos hasta el momento para fechas aún sin definir se encuentran el Majors Cancún Footgolf Open 2020, que se iba a realizar del 26 al 29 de marzo, y el FIVB Beach Volleyball World Tour 4 Stars Cancún 2020, originalmente programado del 24 al 29 de este mes.

Mención especial merece el cambio de fecha, para octubre, de la cumbre del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC, por siglas en inglés), previsto para celebrarse del 21 al 24 de abril, con la participación de aproximadamente dos mil CEO de las principales empresas del sector de viajes y turismo a nivel global.

El gobernador Carlos Joaquín y la presidenta del WTTC, Gloria Guevara. Cumbre, pospuesta para octubre.

Con ello, indicaron el gobernador Carlos Joaquín y la presidenta del organismo internacional, Gloria Guevara Manzo, se pretende garantizar la presencia de todos los invitados y personalidades relacionados con este evento, frente a las restricciones que han adoptado algunos países ante la situación actual del coronavirus.

44 mil empleos en riesgo

A lo largo de los últimos meses, pese a los impactos negativos por la supresión a nivel federal de los recursos para promoción, por los recortes al presupuesto para los estados y por la caída en los índices de crecimiento económico del país, las cifras de Quintana Roo se han mantenido en crecimiento.

Coronavirus amenaza la supervivencia de más de 44 mil empleos en el estado, estima el WTTC.

Recientemente, la Auditoría Superior de la Federación dio a conocer que, en medio de un panorama adverso en el que las nóminas de 28 entidades del país dependen exclusivamente de recursos federales y corren riesgo de no poder pagarse si siguen a la baja las participaciones, Quintana Roo se encuentra entre las únicas tres entidades capaces de financiar sus gastos personales (sueldos y percepciones), usando sus recursos tributarios: la Ciudad de México, Quintana Roo y Querétaro.

Además, Quintana Roo a nivel nacional ocupa el segundo lugar en participación de la economía con el 67.8 por ciento de acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo del INEGI, y Cancún ocupa el primer lugar en participación a la economía por ciudades con el 67.6 por ciento, además de un crecimiento en generación de empleos.

Mientras el crecimiento de la economía nacional disminuyó 0.2%, Quintana Roo sigue creciendo tres veces más que la media nacional y superó en 265% la meta de creación de empleos formales.

El PIB turístico de la entidad es equivalente al 8.7 por ciento del PIB nacional, es decir de dos billones de pesos corrientes en el 2019, la industria sin chimeneas emplea a 4 millones 526 mil personas, hasta el cierre del año pasado, con un registro de ingresos de 45 millones 23 mil 665 turistas extranjeros.

Creciendo a pesar de las adversidades, ahora Quintana Roo se enfrenta a otro reto mayúsculo, ante la declaratoria de pandemia por el coronavirus, que amenazaría la supervivencia de más de 44 mil empleos en el estado, según estimaciones del WTTC.

La industria de cruceros también sufre fuertes afectaciones por el coronavirus.

Hasta el momento, cancelaron sus arribos seis empresas navieras de cruceros turísticos que llegarían a Cozumel en el transcurso de esta semana, con 31 embarcaciones y 181 mil pasajeros, y lo mismo ha sucedido con al menos una docena de vuelos internacionales procedentes de Europa y Estados Unidos, por parte de aerolíneas que tienen operaciones en Cancún.

Vuelven los “descansos solidarios”

Los trabajadores hoteleros, de nuevo sometidos a descansos solidarios.

En los últimos días, como consecuencia del desplome de las reservaciones procedentes de países emisores de turismo afectados por el coronavirus, trabajadores del sector hotelero han comenzado a ser retirados de sus fuentes de empleo mediante el cuestionado mecanismo de los “días solidarios”, que en realidad no lo son tanto, pues les son impuestos por sus superiores sin posibilidad de elección.

Aunque se esperan playas limpias de sargazo, es preocupante el desplome de reservas hoteleras.

Este sistema, nacido con posterioridad al huracán “Wilma” en el año 2005, primera y única vez que realmente las empresas pidieron solidaridad por parte de los empleados para solventar la emergencia, se convirtió en una estrategia recurrente para las cadenas hoteleras durante las temporadas bajas.

Gerardo Bacelis Bacelis, secretario general sustituto de la CTM en Quintana Roo.

Aunque según Gerardo Bacelis Bacelis, secretario general sustituto de la CTM en Quintana Roo, la organización no ha recibido hasta el momento avisos de “días solidarios” por parte de los hoteles, es vox pópuli que buena parte de la plantilla laboral en el sector turístico está siendo retirada temporalmente. Lo que sí sucede, aduce el líder obrero, es que hoteles y restaurantes están “adelantando las vacaciones” de su personal y “otorgando permisos sin goce de sueldo”, además de que suspendieron las nuevas contrataciones, algo insólito en estos días previos a la Semana Santa, que es cuando tradicionalmente se requiere de más personal.

Salario mínimo, tan insuficiente como siempre

Un alto porcentaje de los quintanarroenses persiste en la pobreza

La pandemia de Covid-19 complica aún más la situación económica que enfrenta la mayor parte de la población, dado que pese a los esfuerzos de las autoridades estatales por propiciar circunstancias que conlleven a abatir la desigualdad social, un alto porcentaje de los quintanarroenses persiste en la pobreza y en muchos casos en pobreza extrema, sobre todo en comunidades de la zona maya y el sur del estado, pero tampoco ciudades como Cancún, especialmente en los asentamientos irregulares de su periferia, escapan a esta triste realidad que evidencia el otro rostro de una urbe aparentemente próspera.

El disparo exponencial de los costos en los insumos ha provocado que cada día sea más complicado para una familia promedio tener la posibilidad de adquirir por lo menos la denominada canasta básica.

Salario mínimo, tan insuficiente como siempre.

A partir del 1 de enero de 2020, el salario mínimo que reciben los trabajadores de México tuvo un aumento del 20 por ciento en comparación con el 2019 (de 102.68, que a su vez se incrementó significativamente desde los 88.36 pesos del año previo), quedándose con un monto fijo de 123.22 pesos diarios.

El salario mínimo aumenta cada año en función del costo de vida que tiene el trabajador, dependiendo de la inflación del país y dicho salario debería ser suficiente para satisfacer las necesidades “normales” de la vida del trabajador, al menos en la teoría, pero en la vida real no es así.

Lamentablemente, el salario mínimo se mantiene –como siempre– en una carrera inalcanzable con la inflación, pues desde principios de año se registra una cascada de aumento de precios en diversos productos.

El más reciente reporte del Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) indica un aumento del 0.42 por ciento mensual en febrero, con lo que la tasa de inflación anual se ubicó en 3.70 por ciento, su mayor nivel desde julio de 2019 según cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

Entre los productos que más subieron de precio se encuentran el jitomate, con un alza de 9.15 por ciento mensual; el tomate verde, con una de 40.29 por ciento; el huevo, con una de 6.34 por ciento; y los plátanos, con un alza de 9.39 por ciento.

Que es el Covid-19

Se trata de un virus que al observarlo en el microscopio parece una coronita, y es una molécula química que puede estar activa de siete a nueve días en climas con calor y humedad, viven en la saliva de un estornudo o en un pedazo de moco, con temperaturas frías solo vive unas horas, explicó Élmer Emilio Huerta Ramírez, médico cirujano especializado en medicina interna y oncología.

Declaró que en China de cada 100 personas enfermas con Covid-19, 85 de ellas no sentían nada y seguían con su vida normal, 10 presentaban síntomas como tos por lo que buscaban ayuda médica y 5 pacientes presentaban fiebre, dificultad para respirar y hasta cuadros de neumonía, de los más de 70 mil casos que tuvo China solo el 0.9 por ciento fueron niños menores de 10 años y quienes sí llegaron a perder la vida son personas de más de 80 años de edad en promedio.

El especialista declaró que de todos los resfriados que existen en el mundo el 30 por ciento son por algún virus de la familia del Covid-19, por lo tanto, la población no debe de entrar en pánico ni angustia, basta con realizar el denominado “estornudo de etiqueta” –cubriéndose con el antebrazo–, lavarse bien las manos con agua y jabón; a la población que si debe de tener uno especial cuidado es la gente de la tercera edad, se les tiene que proteger.

Destacó que los cubrebocas sólo los deben usar las personas con gripa o los profesionales de la salud, en cuanto al gel antibacterial, es para eso: matar bacterias, no virus, y lo único que ocasionan las personas con su uso excesivo es hacer más resistentes a las bacterias y después no va haber antibiótico que ayude al paciente.

Deseó que, ante la experiencia de este tipo de experiencias vividas en el tema de las enfermedades, se desarrollen nuevas leyes laborales que consideren que si algún trabajador tiene gripa o cualquier otro padecimiento de fácil contagio se opte porque permanezca en casa y no acuda a lugares concurridos, para reducir el riesgo de epidemias.

Entradas relacionadas

Dejar un Comentario