FESTEJAN REGRESO DE CRUCEROS; COVID ACECHA

0
10

Se espera un millón de viajeros para lo que resta del año; campanas al vuelo, quizás prematuras: Royal Caribbean pospone otro de sus barcos en EEUU por contagios entre la tripulación

REDACCIÓN

 

COZUMEL.- El arribo a Cozumel este miércoles del crucero Adventures of the Seas, de la naviera Royal Caribbean, primero en más de quince meses de parálisis del sector como consecuencia de la crisis sanitaria mundial, fue motivo de una gran celebración ante el impulso que representa para el proceso de recuperación económica de la entidad; sin embargo, el fantasma del COVID-19 aún acecha la actividad, pues este mismo día la naviera dio a conocer que pospuso por un mes más el Odyssey of the Seas, que reactivaría sus actividades a principios de julio, debido a ocho casos positivos entre su tripulación.

El Adventures of the Seas, proveniente de las Bahamas, tocó puerto en la Isla de las Golondrinas alrededor de las 6 de la mañana, donde fue recibido con música de mariachis en una ceremonia encabezada por el gobernador Carlos Joaquín, y partió por la tarde con sus mil 068 pasajeros para continuar con su itinerario de siete días en el mar.

El mandatario manifestó que antes de la pandemia el sector presentaba un alza considerable; no obstante, la pausa de las operaciones tuvo un impacto devastador, pues la parálisis generó pérdidas por hasta 77 mil millones de dólares, se perdieron alrededor de 518 mil puestos de trabajo y 23 mil millones en salarios a nivel global.

“A pesar de los desafíos que todos hemos vivido a causa de la pandemia, debo reconocer el espíritu de la comunidad del sector para trabajar en protocolos de salud  reforzados y mejores prácticas de innovación de turismo sostenible que nos permiten reanudar estos viajes que son un gran paso para la reactivación de la isla y del Caribe”, dijo.

Especificó que la empresa naviera dividió en dos grupos a los pasajeros: vacunados y no vacunados. El 95% de los pasajeros están vacunados con esquema completo, mientras que los no vacunados, que son aproximadamente 150 personas (menores de 12 años y personas con alguna condición de salud), presentan prueba negativa PCR máximo de tres días antes de abordar, además de que les realizan una prueba de antígeno antes de subir al barco y otras más a bordo y al bajar de la embarcación.

Por su parte, la Secretaría de Salud del estado precisó que Sanidad Internacional verificó el cumplimiento de las leyes y protocolos sanitarios por parte de la embarcación, en tanto que personal de Dirección de Riesgos Sanitarios de Quintana Roo verificó las condiciones y apego a la normatividad sanitaria por parte de las empresas que ofrecerían servicios a los cruceristas, así como establecimientos que operan en la terminal portuaria.

El director del Consejo de Promoción Turística del estado, Darío Flota Ocampo, adelantó que en próximas semanas se espera la llegada de cuatro cruceros más a puertos de Quintana Roo con pocos pasajeros y frecuencias que se irán incrementando gradualmente. Estimó que el número de cruceristas que arribarán al estado en lo que resta de 2021 alcanzará alrededor de un millón, apenas el 10% de lo que se logró hace dos años.

 

Posponen crucero en EEUU

En Miami, la empresa Royal Caribbean dio a conocer que pospuso por un mes más el crucero Odyssey of the Seas, que iba a reactivar sus actividades en puertos de Estados Unidos a principios de julio, debido a ocho casos positivos de COVID-19 en su tripulación.

La compañía informó por las redes sociales que los mil 400 miembros de la tripulación están vacunados, pero que el contagio sucedió en la mitad de las dos dosis, cuando el periodo de completa inmunización no se había cumplido.

El viaje del Odyssey of the Seas, con cerca de 4 mil 200 pasajeros y uno de los barcos más grandes del mundo, se pospuso para el 31 de julio y sus tripulación entró en cuarentena por 14 días como medida de precaución.

La semana pasada dos pasajeros del barco de Celebrity Cruises, subsidiaria de Royal Caribbean, que realiza un trayecto por el Caribe, dieron positivo a COVID-19.

El crucero zarpó desde la isla de St. Maarten, para un trayecto de siete días por el Caribe, con la tripulación y los pasajeros “completamente vacunados”, de acuerdo a Royal Caribbean.

Antes de embarcar los viajeros debieron mostrar pruebas de vacunación y una prueba negativa de COVID-19.

Los dos positivos surgieron de las pruebas requeridas a los pasajeros al final del crucero, y que se hicieron tres días antes de que culminara el viaje.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí