Falta de pruebas y pandemia complican el procedimiento que se desarrolla en un tribunal londinense

MÉXICO.- La ausencia de evidencia que sustente las imputaciones de fraude, sumado a varios retrasos por la pandemia sanitaria, han complicado la posible extradición de Karime Macías del Reino Unido a México y, con ello, el arranque del proceso penal en su contra por los pagos que el DIF de Veracruz realizó a una amplia red de empresas fantasma.

Mientras tanto, el destino de los más de 400 millones de pesos que fueron desviados con ese mecanismo sigue sin ser esclarecido y el caso permanece impune.

Originalmente, se tenía previsto que la decisión de conceder o no la extradición solicitada por México desde hace más de dos años sería anunciada por un tribunal británico en noviembre de 2020, lo que no ocurrió. Y aunque el juicio de extradición oficialmente marcha en el Reino Unido, no existe ahora una fecha tentativa para su resolución.

“Los británicos consideraron que el expediente original enviado por México estaba incompleto. Pidieron evidencia bancaria que no era precedente y hubo un replanteamiento para que el caso se sostenga. Se consiguió, pero tomó más tiempo del pensado”, dijo un funcionario federal que ha participado directamente en el procedimiento. (Animal Político)

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí