AGENCIAS

PEKÍN.- Un equipo científico internacional confirmó la existencia de otra clase de huracanes sobre la Tierra que no son depresiones en la capa inferior de la atmósfera, sino que azotan el gas ionizado a más de 110 kilómetros de altitud, al menos sobre las regiones polares.

Se trata de una réplica local del fenómeno observado en múltiples ocasiones desde lejos sobre otros planetas, como Marte, Saturno y Júpiter.

Investigadores dirigidos por la Universidad de Shandong (China) encontraron en un historial de observaciones satelitales una mancha semejante a un ciclón, pero también a una aurora boreal, con múltiples brazos y una tendencia de giro en sentido contrario a las agujas del reloj, que tuvo lugar sobre el Polo Norte en agosto del 2014. El fenómeno se extendía a más de 1,000 kilómetros de diámetro e incluía el norte de Groenlandia y de Norteamérica rozando también la costa ártica de Asia con un brazo.

Los científicos divisaron precipitaciones en la región afectada durante casi ocho horas, aunque en esta tormenta de plasma llovían electrones en lugar de agua. Además, compartía muchas características con los huracanes habituales de la atmósfera inferior: un centro silencioso, brazos espirales, amplia circulación.

Los investigadores estiman que fenómenos como éste podrían ser universales en planetas y lunas con campos magnéticos y plasma. “Hasta ahora, no estaba claro si existían huracanes de plasma espacial“, admitió.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí