Detectan más de 50 efectos a largo plazo de COVID-19

0
0

En una investigación científica realizada por el Hospital Houston Methodist se detectaron más de 50 efectos a largo plazo de COVID-19 en 47,910 pacientes estudiados. Los más comunes de estos síntomas persistentes van de leves a debilitantes, y duran desde semanas hasta meses, después de la recuperación inicial.

Destacaron fatiga (58%), dolor de cabeza (44%), trastorno de atención (27%), pérdida de cabello (25%), dificultad respiratoria (24%), pérdida del gusto (23%) y del olfato (21%)

Otros síntomas que componen el COVID largo o persistente se relacionaron con la enfermedad pulmonar. Dichos síntomas incluyeron tos, molestias torácicas, reducción de la capacidad de difusión pulmonar, apnea del sueño y fibrosis pulmonar.

También se enlistan problemas cardiovasculares como arritmias y miocarditis; síntomas inespecíficos como tinnitus y sudoración nocturna. (Estos son los cuatro peores síntomas que te puede dejar el coronavirus si lo tuviste).

Los investigadores se sorprendieron al encontrar también una prevalencia de síntomas neurológicos, como demencia, depresión, ansiedad y trastornos obsesivo-compulsivos.

El equipo liderado por la Dra. Sonia Villapol, profesora de neurocirugía en el Centro de Neuroregeneración del Hospital Houston Methodist, incluyó en la revisión científica otros 15 estudios internacionales y fue revisada por pares científicos en Estados Unidos, Europa, Reino Unido, Australia, China, Egipto y México.

Encontraron que el 80% de los adultos recuperados tenía al menos un síntoma a largo plazo que duraba semanas o meses después de la infección.

La siguiente fase de la investigación se centrará en determinar la causa de que algunas personas sean más susceptibles al COVID largo. (Selecciones del Reader’s Digest)