DE NUEVA CUENTA…

0
8

ASÍ NOS VEMOS

 

EDGAR PRZ

De nueva cuenta los mayas volvieron a dar la cara para hacerle frente a ‘Grace’, que no los asustó y ni siquiera les despeinó sus palapas. Siglos han pasado y los mayas conocedores de su entorno han sobrevivido a innumerables fenómenos meteorológicos, sabedores de que la naturaleza en ocasiones se rebela, ellos se han pasado por generaciones sus secretos, y han perpetuado sus maneras de defenderse.

Las ruinas de Tulum son el mejor ejemplo de la sincronía entre lo perfecto y la naturaleza, desde el Castillo que era en realidad un mirador, observaban el movimiento del agua, del cielo y del infinito, por ello las estrellas, la luna y el sol eran sus cómplices; la astronomía la convirtieron en su aliada, hay construcciones donde se permite la entrada del sol, con tal pulcritud que no sólo sorprende sino que fascina por su exactitud.

Ahora, hace unos días las autoridades anunciaban con cierta incredulidad la presencia de una formación tropical, que al paso de las horas se fue transformando en tormenta tropical (como el grupo musical de Xpichil), luego se convirtió en huracán. Los reportes eran que no había que preocuparse, que no afectaría el estado, que su rumbo era otro y al final tuvieron que cambiar su discurso, ‘Grace’ se aproximaba al estado y las inversiones de hoteles, restaurantes, comercios había que protegerlas, sacaron lanchas en Puerto Juárez, Isla Mujeres, Cozumel, Cancún, el nerviosismo poco a poco se fue apoderando de la gente, ante tanta información generada y luego decían sigue la información oficial proporcionada por el gobierno del estado.

Evacuaron Punta Allen, María Elena, Punta Herrero, daban datos que venía con olas de entre tres y cuatro metros, al escuchar esto Chirris acostado en su hamaca sólo veía lo alto de su palapa y se sorprendía que las olas eran más altas, no hagan compras de pánico, la ley seca entra a partir de las cinco de la tarde, te quitan la posibilidad de esperar al huracán en condiciones de macho mexicano, envalentonado, de gritarle improperios para que se vaya a jo…a otro lado, los trabajos en oficinas se suspenden a las cinco, las tiendas cierran a las ocho, los refugios ya están activados y son tales; así te fueron desgranando las limitantes y te crearon un círculo de nerviosismo en donde la gente viendo sus condiciones familiares, prefirió comprar sus laterías, galletas, agua, jamón, queso. Muchos pidieron fiado, otros empeñaron sus bicis y triciclos para hacerle frente a esta emergencia.

Esto no lo contemplan las autoridades, además de que su escueta información era difundida por redes sociales y los medios acostumbrados, radio y televisión, hizo falta aquellos carros de voceo que recorrían las calles difundiendo y actualizando la información, las visitas de los gobernantes a los municipios que podrían ser afectados, había mayor cercanía pueblo-gobierno; por ejemplo, el último informe fue a las ocho de la noche y que entraría por Akumal; a las 10 otras agencias noticiosas decían que se desvió y ahora entraría entre Tulum y la Zona de los Chunes, como al final fue, pero la información oficial no había, dejaron indefensa a la población..  Lo bueno fue que no causó daño, sólo molestias por desgajamiento de algunos árboles, encharcamientos y algunas lluvias incipientes.

Así fue la travesía de ‘Grace’ por el centro y norte del estado, estos fenómenos repetitivos cada año deberían contar con un fondo ahora que “quien ya sabes”, desapareció el Fonden. Los estados en sus presupuestos deben contemplar estos fenómenos como las inundaciones,  la llegada del sargazo, los huracanes, los incendios y no esperar a que otros vengan a hacerlo.

Los mayas a pesar de que este estado los tiene segregados y casi en el olvido, fueron los anfitriones de ‘Grace’, la recibieron y la despidieron, pregúntese, amable lector ¿con qué infraestructura cuentan?, ¿con qué tecnología?, ¿con qué recursos si hasta las despensas les venden? Ya deberían los ojos de las autoridades verlos con responsabilidad y devolverles el tamaño del peso de su historia, hay que integrarlos y no segregarlos, hay que apoyarlos y no olvidarlos, hay que hacerlos gente ya que ellos sin egoísmos ni celos han permitido que se lucre con su nombre, como que ya es tiempo del rescate y de construir juntos una nueva historia.

Adiós Grace, ahora tengo tarea, comer mi despensa por una semana por tu culpa, gasté mis ahorros y quede más fría que un Yeti, dice Maura, pero estoy feliz de estar viva y confío en un mejor mañana. La normalidad poco a poco volverá, saldo blanco…

Mejor seguiré caminando y cantando “si tú supieras lo que yo sufrí por ti, teniendo que olvidarte sin saber por qué y ahora me llamas, me quieres ver, me juras que has cambiado y piensas en volver, ahora te puedes marchar…”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí