Crean hámsteres agresivos en experimento fallido

AGENCIAS

ATLANTA.- Un grupo de científicos creó por accidente un grupo de hámsteres inusualmente agresivos, después de que un experimento de manipulación de genes para «reducir su agresividad» no tuviera el desenlace esperado y saliera mal.

Los investigadores de la Universidad Estatal de Georgia han fabricado nuevos roedores sin la presencia de la hormona vasopresina, en un esfuerzo por aumentar la «comunicación social» entre los roedores.

Esta hormona sirve para la contracción de los vasos sanguíneos y ayuda a que los riñones controlen la cantidad de agua y sal en el cuerpo. De esta manera regula la presión arterial y la cantidad de orina que se produce.

No obstante, el cambio químico causado volvió salvajes a los hámsteres sirios, provocando peleas dentro de las jaulas. Estos animales fueron fotografiados inmovilizándose, mordiéndose y persiguiéndose unos a otros.

El investigador principal, el profesor Elliot Albers, aseguró: «Anticipamos que reduciríamos tanto la agresión como la comunicación social, pero sucedió lo contrario». Y es que se pensaba que la hormona clave Avpr1a regulaba los vínculos entre los animales, y se esperaba que su eliminación incrementaría la armonía entre los animales.

En cambio, el experimento de laboratorio registró «altos niveles de agresión hacia otras individuos del mismo sexo (…) Nos sorprendieron mucho los resultados», admitió.

Todos los procedimientos fueron aprobados por el Comité Institucional de Cuidado y Uso de Animales de la Universidad Estatal de Georgia y se ajustaron a la Guía del NIH para el Cuidado y Uso de Animales de Laboratorio, así como al Código de Regulaciones Federales de la Ley de Bienestar Animal.