Comió solo sandwiches y papas fritas durante 23 años

AGENCIAS

LONDRES.- Una mujer que solo comió sándwiches crujientes y hasta dos paquetes de papas fritas al día durante 23 años decidió que quería hacer un cambio después de desarrollar una enfermedad crónica.

Zoe Sadler, de 25 años, llevó su dieta hasta el punto en que otros alimentos la hacían sentir físicamente enferma. Sin embargo, después de que le diagnosticaron esclerosis múltiple hace tres años, supo que era hora de comenzar a cuidar su salud y cambiar su dieta.

Hizo una cita con el hipnoterapeuta David Kilmurry, y después de unas pocas sesiones finalmente pudo comer una comida adecuada, informó el Liverpool Echo.

Zoe explicó: “Mi mamá y mi papá intentaban darme otros alimentos cuando era pequeña, pero siempre me negaba a llevármelos a la boca.

“Por lo general, comía un tazón de cereal seco para el desayuno y luego un sándwich crujiente para el almuerzo y otro para la cena. A veces, probaba papas fritas con otros sabores porque la textura no me molestaba”.

Explicó que tras conocer su diagnóstico “pensé: necesito estar más saludable y sentirme mejor; busqué en Internet y leí algunos artículos en los que David había ayudado a otros quisquillosos con la comida, así que me puse en contacto con él. Tuvimos dos sesiones de dos horas que parecían durar cinco minutos cada una y después de la segunda pude probar muchas cosas diferentes”.

Zoe también estaba motivada para superar su obsesión por los sándwiches crujientes a tiempo para disfrutar de una abundante comida en su próxima boda con su prometido, Jason.