Así nos vemos

0
15

El recalentado del PRI…

Edgar Prz

El pasado fin de semana la dirigencia nacional del PRI (los oledores de Alito) se dio cita en la Ciudad de México para aparentar celebrar su XXIII Asamblea Nacional. Fueron pocos los seleccionados, hubo consejeros estatales que no fueron requeridos por sus actitudes críticas al desempeño de las dirigencias, nacional y estatal.

Antiguamente era un jolgorio, un fandango, se vivía una catarsis al asistir y participar en las mesas de trabajo, donde se discutían la renovación de los estatutos, las reformas a los documentos básicos y la modernización de la declaración de principios para preparar al partido en las nuevas exigencias del electorado..

Todo ese bagaje político ya se olvidó y esta dirigencia lo tiene arrumbado, mientras no se mencione nada de ellos, de la refundación, de la adecuación, de volverlo a su origen de democracia y justicia social al servicio del pueblo.

Todo eso se archivó y les causa escozor, rasquera, los pone de mal humor y lo primero que aciertan a decir es que son traidores, hay que expulsarlos, por ello cada día están más solos, se refugian en su Torre de Babel, en su burbuja y se anclan.

Están viviendo en su mundo feliz, mientras afuera todo se les derrumba, ya no hay prestigio, menos orgullo por ser priista. Son unos verdaderos hampones que se robaron la concesión y están cada día enterrando lo poco que le queda al PRI, el saldito que aún subsiste, su isla con peligro de inundación.

Hay priistas que fueron relegados, que volvieron a ser usados y han puesto cierta distancia para manifestar su inconformidad por cómo lo están dirigiendo. Son priistas sabáticos que solo esperan que se abra la puerta e ingresen verdaderos liderazgos para retornar.

Ellos nacieron y construyeron la época de gloria, se regocijaban de su alma máter, la defendían a capa y espada y se morían en la raya, tiempos aquellos diría el profesor Isidro Rivera.

Los resultados del recalentado ya se dieron a conocer, San Alito pretende apuntarse como aspirante a la Presidencia en el 2024, nadie se atreve a decirle que es una quimera su pretensión, el PRI se asemeja a un vagabundo, con ropas raídas y sucias, zapatos rotos, sombrero con huecos, la fotografía de Charles Chaplin es exacta. Las voces disidentes se escucharon y reprobaron el cónclave priista, reclamaron la frivolidad de los temas tratados, los acuerdos no serán respetados y exigen transparencia, responsabilidad en las dirigencias.

El martes vino un balde de agua fría para la pretendida coalición Va X Quintana Roo al dar a conocer que aún no se ponen de acuerdo y siguen construyendo los espacios para más adelante. Hasta ahora no hay alianza por el empecinamiento de mayor negociación por parte de Alito y el tiempo es su enemigo, ya que el 7 de enero deberá registrarse.

Argumenta que el PRI tiene propuestas, soluciones y brinda resultados, al contrario de Morena que es una verdadera tragedia, así se las gasta el merolico mayor.

Lo ideal sería que los partidos vayan solos pero la autoridad les otorgó tantas bondades que ir solos es muerte segura. Cierto es que enfrente tienen un Leviatán con Morena, Verde, PT y súmele la rémora del MAS, tremendo trabuco que será difícil de vencer pero no imposible.

Inmediatamente surgen los oportunistas como Filimuerto Martínez quien alza su manita, sólo que su historial no pasaría la prueba de Díaz Mirón, hay aves que cruzan el pantano sin manchar su plumaje, la traición es su fiel compañera. El PRI deberá deponer su actitud de vedette y ver con claridad su realidad, sólo tienen una presidencia municipal (Bacalar) y un solitario diputado local, entonces ¿a qué le tiras cuando sueñas, mexicano?

Mejor seguiré caminando y cantando “sin PRI no podré vivir jamás y pensar que nunca más estarás junto a mí…”

Galería