Al contrario de otros países, la serie Gambito de dama no devino en un repunte del deporte ciencia; ventas de juegos cayeron 50% con la pandemia

AGENCIAS

MÉXICO.- En México, la serie Gambito de dama, protagonizada por Anya Taylor-Joy, ayudó en nada al juego de mesa que sirve como eje de la historia.

Si en EEUU las ventas de juegos de ajedrez se elevaron más de 200% y en Chess.com, sitio dedicado a la actividad, se reportaron hasta 6 mil nuevos miembros diarios, en México nada de eso pasó.

“Ese mismo fenómeno no se dio aquí, las tiendas no aumentaron las ventas, incluso a raíz de la pandemia bajaron más de 50%; en México sólo hay dos tiendas importantes y no tuvieron una gran alza en razón de la serie”, dijo Armando Sánchez Pantoja, presidente del Comité Organizador del Festival Internacional de Ajedrez de la Ciudad de México.

“La gente vio la serie y le gustó, sí había quienes decían que querían aprender, pero pasados tres meses se les olvidó el interés”, dijo.

Una búsqueda en las tendencias de Google arroja que a fines de octubre, cuando la serie llegó vía Netflix, la búsqueda de “¿cómo jugar ajedrez?” reflejaba 12 puntos (de una escala de 100 posibles), luego creció a 57 puntos en la primera semana y descendió a 50 a fines de noviembre.

En la Navidad superó los 90 puntos y el 16 de enero ya había descendido a 64. El presunto interés no se reflejó en nuevos jugadores.

La Federación Nacional de Ajedrez de México tiene registrados 62 mil 241 miembros, de los cuales una quinta parte (12 mil 164) son mujeres, como la protagonista de la serie.

“En México hay un grupo de personas que normalmente asiste a los eventos de ajedrez, pero siguen siendo lo mismos, no hay un incremento”, subraya Sánchez Pantoja.

“Ahora muchos eventos se desarrollan vía online, pero igual la gente no asiste; hay un torneo que se llama Independencia que tiene una afluencia de 700 personas, pero online tuvo apenas 280 el año pasado; las plataformas facilitan jugar con mucha gente, pero también es cierto que se da mucha trampa, pues se pueden dar ayudas y eso a la gente no le da confianza”, externa.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí