Aguakan, una consulta que se ahoga

0
120

La empresa de agua potable redobla su campaña de convencimiento entre la población, mientras la difusión del ejercicio ciudadano sobre la permanencia de su concesión es nula; incluso, los candidatos tienen prohibido referirse al tema

REDACCIÓN

CANCÚN.- Mientras la concesionaria del servicio de agua potable Aguakan redobla la campaña que ha emprendido en los municipios de Benito Juárez, Puerto Morelos, Isla Mujeres y Solidaridad en busca de convencer a la población de la eficiencia y bondades que, asegura, posee su servicio, la consulta en la cual se decidirá su futuro, que se celebrará de manera simultánea a los comicios del 5 de junio, languidece entre el desconocimiento de la ciudadanía por la escasa difusión que le han dado las autoridades electorales, que incluso ha prohibido a los candidatos referirse al tema durante sus actividades proselitistas.

Para que sea vinculante, se requerirá la participación del 35% de la Lista Nominal de Electores de los Distritos Electorales Locales, que equivalen a casi 158 mil electores, considerando el listado de los municipios de Benito Juárez, Puerto Morelos, Solidaridad e Isla Mujeres.

La consulta, que fue promovida por la senadora Marybel Villegas Canché, se sustenta en que se viola el derecho humano de acceso al agua debido a una deficiente prestación de los servicios que realiza.

Su realización ha sido el centro de una larga batalla entre el Instituto Electoral de Quintana Roo (Ieqrqoo) y el Congreso del Estado, luego de que el primero solicitó una ampliación presupuestal de 21 millones de pesos al gobierno estatal para llevarla a cabo, lo cual le fue repetidamente negado, incluso tras recurrir a los tribunales electorales, dando por válidos los argumentos de la Secretaría de Finanzas y Planeación para negar el recurso adicional, ante las condiciones económicas adversas generadas por la pandemia de COVID-19.

La consulta, de hecho, debió llevarse a cabo en el 2021, durante el proceso electoral en el que se renovaron las presidencias municipales, pero el Ieqroo la suspendió en aquel momento aduciendo que carecía de los recursos económicos suficientes para su ejecución.

Este año, de nueva cuenta el Ieqroo se enfrascó en otro prolongado proceso, que también resultó infructuoso, en busca de que le fuesen repuestos 62 millones de pesos a su presupuesto anual, aduciendo que eran indispensables para cubrir todas las necesidades del proceso electoral así como la instrumentación de la consulta ciudadana sobre Aguakan.

En consecuencia, aunque se llevará a cabo el próximo 5 de junio, su difusión ha sido mínima, pues no ha trascendido más allá de las redes sociales del Ieqroo o algún comunicado de prensa.

A ello se añade que ningún candidato ni partido político tiene permitido hacer propaganda ni referirse a ella durante esta campaña electoral, porque violaría la Ley de Participación Ciudadana, según informó el Ieqroo en respuesta a una consulta de Villegas Canché, quien es candidata a diputada plurinominal por Morena, en torno a si podría pronunciarse públicamente sobre el tema entre los electores.

El Ieqroo advirtió que, de acuerdo con el artículo 69 de la Ley de Participación Ciudadana, corresponde a ese organismo electoral, a través de su Unidad de Comunicación Social, el promover la participación de la ciudadanía, con una promoción imparcial, sin que de ninguna manera la misma pueda estar dirigida a influir las preferencias de la ciudadanía a favor o en contra.

En un breve sondeo a pie de calle realizado por El Despertador de Quintana Roo, la mayor parte de las personas consultadas dijeron desconocer que el 5 de junio se llevará a cabo este ejercicio sobre la permanencia de la concesionaria de agua potable.

Mientras tanto, la concesionaria mantiene desde hace semanas una intensa campaña informativa, denominada #AguakanSí, en medios de comunicación y redes sociales, así como mediante recorridos casa por casa, distribución de volantes, módulos de atención itinerantes y otras actividades en los cuatro municipios donde presta el servicio de agua potable y alcantarillado.

Entre otros puntos, destacan una inversión de 720 millones de pesos en el último año y la implementación de una aplicación móvil para verificar que el consumo cobrado sea correcto.

Las aguas turbias de Aguakan

El Despertador de Quintana Roo ha dedicado amplios reportajes a la ineficiencia, abusos e incumplimiento de normas sanitarias exhibidos una y otra vez a lo largo de los años por Aguakan, concesionaria hasta 2053 del servicio de agua potable, así como de la permisividad cómplice de Cofepris y Profeco, que se encuentran disponibles en los links:

https://eldespertadordequintanaroo.com.mx/las-aguas-turbias-de-aguakan/ 

AGUAKAN, VENENO A DOMICILIO